Río+20: Todas las instancias internacionales vinculadas a los derechos de los pueblos indígenas deben pronunciarse

Comunicaciones CAOI

Fortalecimiento de la cultura, ejercicio pleno de derechos, autodeterminación y respeto a nuestros territorios, son componentes vitales del desarrollo sostenible.

Nueva York, marzo 26.- El derecho a la autodeterminación, que se materializa en la gestión social, política, económica, ambiental y cultural de nuestros territorios, debe estar incorporado en todos los programas del desarrollo sostenible, como un aporte de los pueblos indígenas para alcanzar el Buen Vivir/Vivir Bien. Este es uno de los puntos centrales del documento alcanzado hoy al Grupo Mayor de los Pueblos Indígenas y organizaciones de la sociedad civil que participan en la Primera Ronda de Negociaciones del Borrador Cero.

Al explicar el contenido del documento, entregado por las organizaciones indígenas presentes en la ronda de negociación, Miguel Palacín Quispe, Coordinador General de la Coordinadora Andina de Organizaciones Indígenas (CAOI), insistió en la necesidad de que el movimiento indígena, a través de sus espacios de participación en las instancias internacionales, se pronuncie acerca del Borrador Cero de El futuro que deseamos, documento que será aprobado por los Estados en la Conferencia Mundial de Medio Ambiente y Desarrollo Río+20, que se reunirá en junio próximo.

“El Foro Permanente para las Cuestiones Indígenas de las Naciones Unidas, el Relator Especial de la ONU, el Consejo Consultivo de los Pueblos Indígenas en la Comunidad Andina, entre otros, deben pronunciarse para que nuestros derechos sean parte integral de todos los acuerdos que se adopten en Río+20”, subrayó Miguel Palacín.

Recordó que en las conferencias internacionales solo los Estados dialogan y llegan a acuerdos, bajo la presión de los países industrializados, para aprobar finalmente textos generales que eluden temas vitales como los derechos humanos y colectivos, la conservación de la biodiversidad, la garantía de los territorios indígenas, la prohibición de actividades extractivas en cabeceras de cuenca, glaciares y zonas vulnerables, entre otros.

Advirtió, incluso, que los países industrializados están presionando para que el Derecho Humano al Agua, reconocido por la Asamblea General de las Naciones Unidas, sea excluido del Borrador Cero.

Contribuciones indígenas

El documento entregado hoy se titula Las contribuciones de los pueblos indígenas al desarrollo sostenible: caminando hacia el futuro siguiendo las huellas de nuestros antepasados. Contiene tres puntos esenciales: el fortalecimiento de la cultura como el cuarto pilar del desarrollo sostenible, el ejercicio pleno de nuestros derechos humanos y colectivos, y el fortalecimiento de diversas economías locales y la ordenación territorial.

En el primer punto destaca que la diversidad de la naturaleza está íntimamente vinculada a la diversidad cultural y que las políticas tradicionales de los pueblos indígenas, consagradas en el Buen Vivir, son un ejemplo de la vida en equilibrio con la Madre Tierra. En el segundo, enfatiza que el desarrollo humano sostenible significa la incorporación de la perspectiva de los derechos humanos y colectivos en la elaboración, diseño y discusión y aprobación de todos los programas, planes y proyectos en materia de desarrollo sostenible en todos los niveles. En el tercer punto, señala que la solidaridad comunitaria es un componente vital de la resilencia de los ecosistemas.

“Vamos a seguir defendiendo nuestras economías, nuestros derechos a las tierras, territorios y bienes naturales, la gestión comunitaria y la biodiversidad, contra las actividades extractivas, las inversiones depredadoras, el acaparamiento de tierras y el desarrollo insostenible”, afirma el documento, que concluye demandando a los gobiernos “respetar y apoyar nuestros esfuerzos”.

Tags: ,

Comments are closed.